FORTEGAVERSO: THE ALIEN TRUE HOLLYWOOD STORY

domingo, diciembre 09, 2007

THE ALIEN TRUE HOLLYWOOD STORY

Vínculo
Sergio Alejandro Amira, alias Amo del Calabozo, alias El Solipsista Ilustrado, acaba de publicar en El Calabozo del Androide un completo ensayo acerca de las fuentes secretas del alienígena más mortal del 7o Arte, el mismo que se apronta a volver a sacarse las uñas contra Predator. El detalle es que estas fuentes secretas, son tan secretas que Ridley Scott se hizo el listo. Copia descarada o nuevamente aquello de que las historias son siempre las mismas. Juzguen ustedes.

ALIEN EXPUESTO

“Grosvenor observaba los dedos habilidosos del cirujano mientras el cuchillo electrificado hendía el estómago del cuarto hombre. Depositaron el último huevo en el fondo de la alta cuba de metal resistente. Los huevos eran grises y redondos, y uno de ellos estaba levemente agrietado.”

“Varios hombres se acercaron con armas térmicas mientras la grieta se ensanchaba. Asomó una cabeza fea, redonda y escarlata, con ojos diminutos y gelatinosos y una boca que era un tajo. La cabeza giró sobre el corto cuello y los ojos destellaron con ferocidad. Con una rapidez que los tomó por sorpresa, la criatura se irguió e intentó salir de la cuba. Las lisas paredes se lo impidieron. Resbaló y se disolvió en las llamas que le arrojaban.”

Aunque parezca lo contrario esta no es una escena de Alien el Octavo Pasajero sino de la novela El Viaje del Beagle Espacial de A. E. van Vogt. La primera vez que tuve noción que la saga de Alien se había ‘inspirado’ en las creaciones de un escritor fue hojeando la Guía Barlowe de Extraterrestres. Motivado por este precioso compendio comencé a buscar los títulos de los cuales provenían las criaturas allí representadas y el primero que encontré fue El Viaje del Beagle Espacial. Tras la lectura de este libro sus similitudes con Alien se me presentaron más bien como un descarado plagio por parte de Riddley Scott. van Vogt en su momento también lo consideró así y demandó a los productores de la película por desvalijar dos de sus cuentos de fines de los 1930’s: Black Destroyer (su primer trabajo publicado) y Discord in Scarlet, los que posteriormente serían incorporados a El Viaje del Beagle Espacial en 1950.

Resto de la historia acá

Etiquetas: , ,

1 Comentarios:

A la/s 12:17 p. m., Anonymous Anónimo dijo...

Es cierto, yo leí "El Destructor Negro" y es Alien en clave de naves espaciales plateadas que despegan y aterrizan verticalmente. Pero bueno, ese es un detalle. La bestia devora una tripulación en busca de fósforo para poder vivir.

Alberto R.

 

Publicar un comentario

Vínculos a esta publicación:

Crear un vínculo

<< Página Principal